En nuestra nueva parada en el barrio de La Paterna en busca de un nuevo personaje de barrio que nos inspire con sus vivencias y experiencias, nos hemos encontrado con la que es considerada por muchos vecinos casi como una heroína en el barrio, Begoña Crespo, la Vicedirectora del IES Francisco Hernández Monzón. Natural de Güímar pero residente en La Paterna desde hace ya 18 años destaca por su gran experiencia ante las situaciones imprevistas, a las que se enfrenta a diario en su actividad profesional.

José Eduardo Ramírez Hermoso, Concejal de Movilidad del Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, quién está colaborando activamente en el proyecto Urbana Conecta, realizó la entrevista donde pudo repasar junto a Begoña en un tono distendido la situación de La Paterna, «un barrio desconocido para muchos» y la situación del IES Francisco Hernández Monzón.

Durante el transcurso de la entrevista Begoña comentó cómo es trabajar en uno de los barrios con más población de Las Palmas de Gran Canaria y con tantas dificultades, destacando que «si con las dificultades que tienen los alumnos del colegio llevo 18 años en el puesto en el que estoy, es porque me gusta o me va la marcha», como dice ella.

También tuvo especial importancia cuando se habló sobre el Aula en Clave, un tema especial para Begoña, ya que son alumnos con “capacidades diferentes con algunas dificultades”, que están perfectamente integrados en el colegio conviviendo con normalidad entre el resto de alumnos.

Por esto quiso agradecer la realización del corto llevado a cabo por los alumnos en el Taller de Cre-acción y Cine y la aportación que de verdad realiza Urbana Conecta a la sociedad con sus talleres. «Una novedad para los alumnos que esperamos que nos vuelvan a conceder la oportunidad para seguir trabajando con ustedes».

Urbana Conecta quiere conectar con la esencia de cada barrio a través de sus protagonistas, de quienes le aportan personalidad. Buscamos, como en Begoña, personas que inspiren y que con su estilo de vida otorguen alma a los barrios y por tanto a la ciudad, creando un entorno más sostenible, humano y cargado de valores.